Reseña de Guilds of London

By
In Reseñas
Marcador de rondas y tablero de puntuación
Cartas de acción
Cartas de objetivo de final de partida
Tablero y peones de jugador

 

Existen varias categorías de juegos: tenemos los fillers, los temáticos, los wargames y luego están los euros. Algunos no flaqueamos en el intento de verle el tema a los euros y a veces, hasta lo conseguimos. No será en el caso de Guilds of London.

Pero…¿Es ese un defecto? Depende. En este caso, creo que no.

Guilds of London es un juego muy, muy abstracto, con motor de cartas en el que tendremos que conseguir mayorías en el tablero conformado por diferentes losetas. Cada loseta nos otorga una serie de beneficios y conseguirlos, es el objetivo principal del juego.


Para ello, en nuestro turno vamos a tener la oportunidad de jugar nuestras cartas… o no, porque también podemos pasar. Si decidimos pasar, robaremos más cartas que si no lo hiciéramos, cosa que nos resultará muy útil, en más de una ocasión, para poder combar y hacer con comodidad lo que queramos en el siguiente turno.

Y es que si jugamos cartas, tendremos que pagar su coste con otras (las cartas son también monedas con las que poder pagar), a lo Race for The Galaxy y las podremos utilizar para:

  • Reclutar un nuevo meeple en una loseta determinada
  • Mover meeples que ya tengamos en el tablero a otras losetas
  • Realizar la acción de la carta que queramos usar

De este modo, picando de flor en flor de loseta en loseta, es como iremos consiguiendo acumular meeples en el tablero, que al fin y al cabo, es lo que nos permitirá hacernos fuertes, porque durante las rondas pares o impares (dependiendo del número de jugadores que haya en la partida), tendrá lugar la fase de evaluación donde se procederá a resolver las mayorías de aquellas losetas que hayan alcanzado el número de meeples necesarios para poderse activar.

En este momento, se llevan a cabo una serie de pasos en los que los jugadores pueden alterar las mayorías, metiendo meeples neutrales. El ganador de la mayoría se llevará la bonificación de primer jugador de la loseta, el segundo, la segunda y el resto… tendrán que agachar la cabeza e irse por donde vinieron, porque no se llevarán nada. Además el primero, volteará la loseta y colocará uno de sus meeples encima, indicando que allí, ha sido “el jefecito”.

Al final de la partida, añadiremos tantos puntos al track de puntos de victoria, como meeples conectados ortogonalmente, tengamos en el tablero. Además añadiremos los puntos que hayamos conseguido a través de unas cartas objetivo que nos dan al principio de la partida, siendo el ganador, el que más puntos de victoria acumule.

Como veis, mucho movimiento de meeples de un lado a otro, puntos de victoria por aquí y por allá, pero nada de tema por ningún sitio. Pero es que a veces, no lo necesitamos.

Éste es un juego de peso medio tirando a ligero y tenerte que apoyar en un tema para comprenderlo o explicarlo, no es necesario.

Guilds of London es un euro seco, carente de tema pero tiene varios elementos que para mi gusto, le hacen ser un buen euro: tiene unas reglas muy sencillas y bastante intuitivas, a pesar de no ofrecer un hilo temático donde apoyarte, con una estructura dividida en fases muy clara. Funciona de maravilla y las mayorías, que es su mecánica principal, siempre aporta interacción, aunque sea de manera indirecta, porque no puedes descuidar ni un minuto las intenciones de tus rivales. Además los meeples neutrales, que van a permitir variar esas mayorías, son el elemento de maldad que hace que al final NO resulte tan seco como esperabas.

Y hablando de interacción y de mecánicas de mayorías, puede parecer que este juego con estas características, sólo funcione bien a 4 jugadores, pero no. La verdad es que escala magníficamente bien.

El único escollo que hay que salvar es el de la simbología. Y es que hay tantas cartas diferentes, con efectos tan diferentes, que resulta complicado saber lo que hace cada una de ellas desde la primera partida. Así que este, es el gran enemigo de este juego. Para que la primera partida no se haga tediosa, lo ideal es que haya una persona que ya conozca la simbología y guíe al resto y creedme, no es tan complicado como parece. Un vistazo a las cartas y a la guía rápida te hará comprender cómo hay que interpretarlas. Si no hacemos esto, habrá que parar en numerosas ocasiones para consultar la guía y claro, hay gente que no tiene paciencia para ir parando para preguntar o que los demás pregunten. Eso si, una vez terminada la primera partida, os podréis enfrentar sin problema a la segunda sin a penas tocar la hoja de referencia.

Resumiendo: Guilds of London es 100% euro, editado en nuestro país por 2 Tomatoes, aderezado con toques de interacción, libre de tema, con altas dosis de iconografía en un primer momento difícil de interpretar, buena rejugabilidad, apto para cualquier número de jugadores y que me resulta, en conjunto, un buen juego de mayorías.

 

 

 

 

Recommended Posts

Leave a Comment